Críticas por la supresión del bus

El BNG-AA demostró su queja por la supresión de las lineas de autobus que unen Oza con la A Coruña.
Según el grupo nacionalista las líneas que han suprimido permitian a los vecinos de el ayuntamiento, así como a los de Curtis o Vilasantar, desplazarse hasta la ciudad. La protesta tuvo lugar en la parada de Oza, en el lugar de Castiñeiro. Estefanía Busto, responsable del BNG de Oza-Cesuras: “se deja aislados a muchos vecinos, sin ninguna alternativa al coche privado para desplazarse hasta A Coruña.
Para los nacionalistas “el ayuntamiento y la Xunta deben velar por la defensa de los servicios públicos, imprescindible para las personas que no tienen vehículo. La Xunta no está garantizando el derecho de un servicio público para todos, yademás, impide cumplir con cualquier horario laboral o escolar”, afirman.
En el BNG aseguran que se ha suprimido el servicio después de que los vecinos tuvieran sus tarjetas de transporte.
La oposición no entiende “de que sirve integrarse en el consorcio de transportes metropolitano de A Coruña, si después la empresa puede suprimir el servicio”, argumentan.Los nacionalistas recuerdan que la conexión con la ciudad herculina es fundamental para los vecinos del municipio, ya que añaden que “los vecinos del rural debemos tener los mismos servicios, y tener garantizados los mismos derechos que en las ciudades, y para eso se creó el consorcio de transportes. Es muy grave la desigualdad de derechos que tiene el rural frente al urbanita”, según Estefanía Busto.